Fecha: 24 / 07 / 2024
Hora: 10:25 AM

‘Reprueban’ salarios de maestros rurales

Son poco valorados en San Luis Potosí, pero confían que con la Reforma Educativa llegue el “10” salarial.

Por: Río19 / Redacción el 14/05/19
caminito-de-la-escuela.jpg

San Luis Potosí, SLP.- Berenice Castro, es una de las cincuenta mil trabajadoras de la educación en el Estado.

Todos los días sale temprano a dar clases. Ella es maestra rural en Ahualulco, ubicado a 38 kilómetros, al noreste, de la capital Potosina.

Y cómo muchos, considera que el Día del maestro no es solo para festejar, también para reflexionar sobre el papel que juegan los y las docentes en la formación de la niñez y la juventud del país.

Esa reflexión se extiende, porque con la Reforma Educativa, esperan que la Cuarta Transformación mejore las condiciones de los maestros.

En el caso de San Luis Potosí, y particularmente en comunidades rurales, la labor docente es más complicada de realizar y poco valorada.

Berenice Castro es regidora del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el municipio de Ahualulco, pero en sus labores paralelas se desempeña también como maestra de telesecundarias.

Para Berenice, ser maestra es satisfactorio porque se contribuye a la creación de nuevos perfiles ciudadanos, con niños y jóvenes más preparados, críticos y creativos.

Sin embargo, dedicarse a la enseñanza no es fácil cuando las comunidades carecen de servicios básicos y material que dejó de ser un lujo y se convirtió en una necesidad, como el Internet y los proyectores de imagen. Pero ni pensar en ello cuando en las aulas ni siquiera hay electrificación.
Ante las carencias de material y servicios, el docente a veces pone de su propio bolsillo, compra gises, cartulinas, un foco. Lo que sea. Además invierte en los difíciles traslados hacia las comunidades.

La maestra citó que por ejemplo, un maestro de Telesecundaria gana alrededor de 4 mil 500 pesos a la quincena; solo de gasolina se gasta hasta dos mil pesos a la quincena, y ahí se le fue casi la mitad del sueldo.

Aún así, la vocación, el amor a la docencia y el sueño de contribuir a mejorar la educación es para muchos maestros, el aliciente para «no mirar tanto lo que uno gana, no nos duele lo que invertimos, pero sí pedimos que nos valoren más», expresó.

En ese contexto, la servidora y docente afirmó que para mejorar la educación y las condiciones laborales de los maestros hace falta un verdadero compromiso de todos; un fortalecimiento entre la relación alumno-maestro-padre de familia-sociedad y gobierno.

AGENCIA DE NOTICIAS Y DIVULGACIÓN DE INFORMACIÓN MULTIMEDIA RÍO19
scroll to top