Fecha: 12 / 06 / 2024
Hora: 02:43 PM

Aspira el gobierno a que la CFE produzca 56% de la energía del país

Por: (Agencias) el 20/12/19
cfe.jpg

El Sauz, Querétaro.- El gobierno federal aspira a que al final del sexenio, la Comisión Federal de Electricidad (CFE), produzca el 56 por ciento de la energía que se consuma en el país. El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador también anunció que su administración no dará marcha atrás a la reforma energética que impuso el gobierno de Enrique Peña Nieto.

“No vamos a reformar la Constitución para dar marca atrás a la reforma energética, vamos por dar piso parejo. No queremos la reforma a la Constitución porque generaría polémica. No hace falta”, hay voluntad para que se detone la producción de la energía eléctrica, reiteró.

En medio de un clima frío, el presidente se trasladó de la Ciudad de México, hasta el paraje el Sauz, ubicado en el municipio de Pedro Escobedo, Querétaro, donde se instaló desde hace 40 años la planta de ciclo combinado de la CFE, misma que hoy abastece al 70 por ciento de los habitantes de la entidad.

López Obrador, recorrió junto a Roció Nalhe, Manuel Bartlett, Santiago Nieto y El gobernador de la entidad Francisco Domínguez (PAN), las instalaciones de la planta y escuchó del director de la CFE el avance que tiene el impulso de esa empresa, que arroja al día de hoy la proporción positiva del 56 por ciento de producción, por encima del 44 por ciento que está en manos de la iniciativa privada.

En su alocución ante los trabajadores de la CFE, el político tabasqueño se sinceró:

“Siendo realistas no podemos regresar a la situación anterior, cuando sólo la CFE producía energía, se necesitaría mucha inversión pública y no hay las condiciones”.

Tan solo, refirió la enorme deuda pública que le dejaron las administraciones del PRI y del PAN, impone un dique a esa intención. “Nos dejaron una enorme deuda: cuando terminó el gobierno de (Vicente) Fox era de un billón 700 mil millones de pesos; (Felipe) Calderon dejó 5 billones 200 mil millones, y la deuda que heredamos (de Enrique Peña Nieto y su gobierno) es de 10 billones 800 mil millones de pesos. Solo para pagar intereses tenemos que destinar 600 mil millones”.

La postura del presidente no implicó ruptura con la participación privada. “Con la CFE vamos a buscar que haya participación del sector privado, ¡sin que desaparezca la CFE! Sin que deje de participar en el mercado. No podemos decir que el modelo eficiente debe ser el continuar con la política privatizadora. Esa política no funcionó”.

También, auguró que no aumentará el precio de la Luz en términos reales. «Si no podemos bajar el precio no va aumentar en el sexenio. Si está empresa pública deja de tener un papel relevante en el mercado, no habrá garantía de tener buenos precios en el mercado”.

Respaldo a Bartlett

El presidente subrayó que con la renegociación de los contratos de los gasoductos, se derivó una posición contraria al director de la CFE, Manuel Bartlett, a quien le brindó su respaldo.

“De ahí que no vean con buenos ojos al licenciado Bartlett. Yo lo apoyo, porque ha tenido una postura de defensa de los intereses de la nación”.

Al concluir, cuando se le preguntó a Bartlett su postura en torno a la exoneración de que fue objeto por parte de la Secretaria de la Función Pública, él funcionario sonrió atingente y mostró su dedo índice.

AGENCIA DE NOTICIAS Y DIVULGACIÓN DE INFORMACIÓN MULTIMEDIA RÍO19
scroll to top