Fecha: 24 / 07 / 2024
Hora: 04:23 PM

Corea del Norte informa otro brote de enfermedad

Por: (Agencias) el 16/06/22
kim-jong-un-y-ri-sol-ju.jpg

Seúl.- Corea del Norte reportó el jueves una nueva “epidemia” de una enfermedad intestinal, un anuncio inusual del reservado país que ya enfrenta un brote de COVID-19 y una grave crisis económica.

No está claro cuántas personas están infectadas en lo que la Agencia Central de Noticias de Corea dijo que era «una epidemia entérica aguda» en la ciudad suroccidental de Haeju.

La agencia no nombró la enfermedad, pero entérico se refiere a enfermedades intestinales, como la fiebre tifoidea, la disentería y el cólera, que son causadas por gérmenes en alimentos o agua contaminados o por el contacto con las heces de personas infectadas. Tales enfermedades ocurren de forma rutinaria en Corea del Norte, donde hay escasez de instalaciones de tratamiento de agua y el sistema de salud pública se ha roto en gran medida durante décadas.

Algunos observadores dijeron que el propósito del anuncio no era tanto informar sobre las infecciones como mencionar que el líder Kim Jong Un donó medicamentos de su reserva personal, un aparente esfuerzo por pulir su imagen en un momento de extrema dificultad.

La Agencia Central de Noticias de Corea oficial informó que Kim donó medicamentos de lo que se refiere como las reservas de su familia. El principal periódico del país, Rodong Sinmun, publicó una foto de primera plana que mostraba a Kim y su esposa, Ri Sol Ju, mirando soluciones salinas y medicamentos que el periódico dijo que habían donado.

En un país donde el poder está concentrado en manos de una pequeña élite gobernante y los hospitales a menudo carecen incluso de los suministros básicos, los desertores dicen que es común que cualquiera que pueda mantenga reservas de medicamentos en sus hogares, y los altos funcionarios generalmente pueden almacenar más de ciudadanos comunes. Los observadores también dijeron que el medicamento donado puede provenir simplemente de las instalaciones de almacenamiento estatales, pero se distribuyó a nombre de Kim.

“El brote de sarampión o fiebre tifoidea no es raro en Corea del Norte. Creo que es cierto que hay un brote de una enfermedad infecciosa allí, pero Corea del Norte lo está usando como una oportunidad para enfatizar que Kim se preocupa por su gente”, dijo Ahn Kyung-su, director de DPRKHEALTH.ORG , un sitio web que se enfoca en Problemas de salud en Corea del Norte. “Así que es más un mensaje político que médico”.

El mes pasado, Corea del Norte informó un número creciente de pacientes con fiebre. En ese momento, la agencia de espionaje de Corea del Sur dijo que «un número considerable» de los casos incluían a personas enfermas de sarampión, fiebre tifoidea y tos ferina.

KCNA dijo el jueves que más de 4,5 millones de los 26 millones de habitantes del país se enfermaron debido a una fiebre no identificada y 73 murieron. El país, que aparentemente carece de kits de prueba de coronavirus, ha identificado solo una fracción de ellos como casos confirmados de COVID-19. Muchos expertos extranjeros cuestionan el número de muertos en Corea del Norte y dicen que es probable que no se informe para proteger a Kim de cualquier daño político.

Corea del Norte reclamó recientemente un progreso en la desaceleración de la propagación de COVID-19 entre la población no vacunada, aunque un alto funcionario de la Organización Mundial de la Salud dijo este mes que la agencia cree que el brote está empeorando.

Durante una conferencia del partido gobernante la semana pasada, Kim afirmó que la situación de la pandemia ha superado la etapa de “crisis grave”. Pero el país aún mantiene restricciones elevadas. Algunos expertos externos han dicho que las medidas presionarán aún más la economía del país, que ya está en problemas, afectada por los cierres fronterizos relacionados con la pandemia y las sanciones de la ONU.

El jueves por la noche, el Ministerio de Unificación de Corea del Sur renovó su oferta de ayuda en temas de salud. Después de que el Norte anunciara por primera vez el brote de COVID-19, Corea del Sur y Estados Unidos ofrecieron enviar vacunas y otros suministros médicos, pero el Norte no respondió.

AGENCIA DE NOTICIAS Y DIVULGACIÓN DE INFORMACIÓN MULTIMEDIA RÍO19
scroll to top